¿Qué hago si me toca la lotería?

Lo primero, mantener la calma. Que a uno le toque la lotería puede suponer un gran shock para nuestra mente y nuestro cuerpo y jugarnos una mala pasada. Lo segundo, disfrutar de la sensación de ganar un dinero inesperado, una inyección económica que rara vez viene mal. Y acto seguido empieza el verdadero problema: ¿qué hacer con el dinero?.

Diréis: “¿problema?”. Pues sí, efectivamente: ganar una lotería cuantiosa se puede convertir en un problema para muchas personas. Hay una serie de cosas que conviene saber antes de descorchar el cava en la vía pública. Y no descorchar el cava en la vía pública es una de las más importantes cosas que NO debes hacer.

Qué hago con el dinero de la lotería. Consejos y recomendaciones

  1. Mantener la calma y no contarlo a nadie. Con nadie nos referimos a que no salga de nuestro entorno íntimo. El momento de conocer la noticia es en el que más debemos controlar las ganas de contarlo.
  2. Ingresar el premio. El dinero recibido de un premio no está sujeto a impuestos (todavía, porque a partir del 1 de enero de 2013 sí que lo estará). Normalmente será tan sencillo como depositar el premio (sea décimo o lo que surja) en un banco de confianza y ellos realizarán las gestiones.
  3. Si tenemos pensado repartir el premio con familiares, mucho ojo. Cualquier dinero inesperado debe ser declarado, y si le damos a un familiar una cantidad importante, Hacienda irá a preguntarle por la procedencia del mismo.
  4. Si nos toca un dinero en la lotería, es interesante sanear nuestras finanzas personales y familiares. Quitar deudas procurando que en el camino no nos quedemos sin dinero para pagar los correspondientes impuestos que genere nuestra nueva riqueza (lo que compremos con ella).
  5. Como decíamos antes, a partir del 1 de enero de 2013, cualquier premio de cuantía superior a 2.500 euros estará sujeto a una retención. Si por ejemplo nos tocasen 3.000 euros, los 2.500 primeros estarían exentos de impuestos, pero pagaríamos un 20% de IRPF por los 500 restantes.
  6. La mejor estrategia para disfrutar de un premio es planificarse bien: saber qué tenemos que pagar exactamente sobre las ganancias resultantes de invertir nuestro premio, saber qué vamos a pagar o en qué nos vamos a gastar el dinero,… Es fácil que la emoción nos haga incurrir en mayores gastos o en, incluso, más deudas que las iniciales.
  7. Sobre todo, prudencia e inteligencia: si no sabemos sobre inversiones, si no conocemos la legislación vigente, una buena inversión es contratar a un buen profesional que nos asesore. Será dinero muy bien invertido.

Y tú, ¿juegas a la lotería?

Foto | vchegarati

Add a Comment