Pide un pequeño favor antes de pedir algo realmente importante

vendedor

La mente humana es capaz de las cosas más increíbles. Para muestra, lo que vamos a contar a continuación: cómo pedir un pequeño favor a tu cliente puede ayudar a cerrar un gran negocio. Y lo mejor es que podemos sustituir “cliente” por “la persona que tienes delante”, y negocio por “favor”.

Normalmente, cuando alguien está a punto de cerrar una venta grande, o cuando alguien está a punto de obtener algo importante de otra persona, puede querer hacer algo por el “comprador”. Ofrecerle un vaso de agua, un café, un descuento en otro producto,… Curiosamente, la técnica opuesta también da buenos resultados: pídele un favor a quien te va a comprar, y estará más dispuesto a ello.…

Tarifa Cero Paga menos